¿Cómo cuidarte en la temporada de invierno?

Durante esta época las personas son más propensas a sufrir enfermedades respiratorias porque el virus de la gripa circula con mayor frecuencia y la tasa de contagio aumenta por el hecho de estar en ambientes cerrados y mal ventilados. Por eso es recomendable taparse la boca al momento de toser o la nariz al estornudar. Es igual de importante tratar de evitar el contacto con otras personas para no contagiarlas. Te aconsejamos cómo poder pasar la temporada lo mejor posible.

CUIDA TU PIEL

Durante este periodo el frío y los cambios de temperatura afectan la piel, por eso es importante mantenerla hidratada y nutrirla para evitar grietas y sangrado. Donde más se puede ver afectada es los labios y brazos.

USA ROPA ADECUADA

Es recomendable abrigarse bien antes de salir de casa con una playera térmica, una chamarra gruesa y, en caso de ser necesario, un gorro y bufanda para poder cubrir boca y garganta, de esa manera no respirarás directamente el aire frío.

PRACTICA DEPORTE

hacer ejercicio ayuda al cuerpo a entrar el calor. Es recomendable practicar en lugares cubiertos, pero con buena ventilación. He aquí algunas recomendaciones:

  • Usa ropa adecuada al invierno
  • Mantente bien hidratado todo el tiempo
  • Protege tus manos, pies y orejas

El invierno también es la época del año en que los cardiólogos le advierten a las personas que se dirigen a realizar actividades extenuantes al aire libre que existe un mayor riesgo de sufrir ataques cardiacos. Los riesgos adicionales que corre la gente durante la temporada invernal en general tienen que ver con la combinación de grandes altitudes, temperaturas heladas y acondicionamiento físico inadecuado.

MANTENER UNA ALIMENTACIÓN RICA EN VITAMINAS

Es importante comer alimentos que tengan muchas vitaminas y minerales como las frutas cítricas que son ricas en vitamina C. El kiwi, la mandarina y la piña son esenciales para darle protección y defensas al cuerpo.

Por último es importante vacunarse cada año contra la influenza para evitar contraer esta enfermedad que es común en temporada de invierno y que puede llevar a la hospitalización o incluso hasta la muerte.